Rural Cork s.l.
¿Qué garantiza su alta calidad?

En general, tanto la industria como las entidades y organismos del sector se valen de un procedimiento sencillo para estimar la calidad de una plancha o pieza de corcho. En primer lugar, el corcho se somete a una preparación de acuerdo con el siguiente proceso: secado en estufa u oreo al aire, cocido en agua a presión atmosférica durante una hora y, finalmente, recorte y retaceo de las piezas.


Image Con ayuda del "Pie de Línea" se realiza una primera clasificación por calibres. Las demás cuestiones son evaluadas por el "escogedor", o clasificador, sin más ayudas que la de sus ojos y sus manos, para reclasificar por el aspecto que presentan, dando a cada pieza una clase definitiva en relación con su utilidad industrial.

 
< Anterior   Siguiente >